domingo, 24 de marzo de 2013

♥ RECETA BIZCOCHO SUPER ESPONJOSO MSC ♥

Por fin subimos la receta del MSC (Madeira Sponge Cake) el bizcocho perfecto para las tartas fondant, son bizcochos muy altos y consistentes para poder aguantar el peso de las decoraciones de nuestras tartas. Que inconveniente tienen? que hay que bañarlos en almíbar, ya que al ser tan compactos quedarían un poco secos si no los regamos con almíbar.

Hemos probado muchas recetas, y la verdad que esta es la que más nos gusta. Es la básica del MSC del blog Tartas con Magia de Morgana, con una pequeña modificación realizada por nuestros amigos Sevillanos  José Carlos y Eva de Desdeazucar.

Aquí va la receta, en este caso de bizcocho de naranja y para un molde de 17 centimetros de diametro, y los truquillos que utilizamos nosotros para que nos queden jugosos y muy altos.

.- 4 huevos a poder ser XL temperatura ambiente
.- 200 gramos de margarina temperatura ambiente
.- 200 gramos de azúcar
.- 200 gramos de harina bizcochona (harina con levadura incorporada)
.- 140 gramos de harina todo uso
.- 3 naranjas de zumo
.- Esencia

Precalentamos el horno con calor arriba y abajo a 180º

Antes de empezar con la masa del bizcocho, vamos a preparar nuestro molde forrándolo por dentro con papel vegetal de horno. Primero marcaremos y cortaremos la medida justa del fondo del molde y luego cortaremos dos tiras más anchas que el alto del molde. Para que no se muevan, rociaremos el molde con desmoldante, así, el papel se quedara fijo y al echar la masa no se nos moverá. Con esto conseguimos que los bordes del bizcocho no se queden duros y que si el bizcocho sube más de la altura de nuestro molde, no se nos desborde consiguiendo un bizcocho alto.




















Lo primero que hacemos nosotros es lavar las naranjas y en el recipiente del azúcar las rallamos. Mezclamos muy bien el azúcar y la ralladura con un tenedor hasta que esté todo bien integrado y veamos que no nos quedan pegotes.

Empezamos a batir bien la margarina, nosotros en la amasadora, si no tenéis, cualquier aparato con varillas, hasta que quede tipo pomada y le añadimos el azúcar con la ralladura de naranja. Batir bien hasta que veáis que los granitos de azúcar han desaparecido y la masa quede cremosa, casi tipo mouse.

Incorporaremos los huevos uno a uno, y hasta que no se haya mezclado bien el anterior no añadiremos el siguiente. Una vez mezclados todos los huevos, es el momento de añadir la esencia.

Ahora, y por último añadiremos en tres veces las harinas mezcladas y tamizadas. Es súper importante que este todo muy, muy, muy bien mezclado y muy, muy, muy bien amasado. Nosotros una vez que ya tenemos todos los ingredientes juntos los dejamos en la amasadora casi 10 minutos a máxima velocidad, con esto conseguimos que suban más.
  




Ahora vamos a echar la masa en el molde, y una vez esté todo dentro del molde, moveremos la masa con un palillo tipo brocheta para asegurarnos de que este bien repartido.









La temperatura y tiempo del horno es muy orientativo, nosotros lo ponemos 70 minutos, la mitad del tiempo con calor arriba y abajo y la otra mitad con calor abajo y aire. Nuestro horno no está muy bien y hay veces que si no le ponemos aire no nos suben. En alguna ocasión le ponemos el aire desde el principio y suben un montón, pero se quedan más secos, con lo cual hay que ponerle mucho más almíbar.




Como veis quedan con joroba, y es que este tipo de bizcocho siempre sale así. Nosotros cuando la cortamos la utilizamos para hacer cake pops o para el desayuno del día siguiente.









Cuando lo sacamos del horno, lo dejamos dentro del molde y encima de la rejilla unos diez minutos, y luego lo desmoldamos. Unos diez minutos más tarde y aún caliente lo envolvemos el flim transparente para que termine de enfriar envuelto, y no sabéis lo súper esponjoso que queda y bastante más jugoso que si lo dejáis al aire sin tapar.


jueves, 14 de marzo de 2013

♥ GALLETAS TORNEO PÁDEL ♥


Hasta hace relativamente poco desconocía la diferencia entre Tenis y Pádel, bueno ahora no es que sea una experta, pero por lo menos sé diferenciar una raqueta de tenis de una pala de pádel.
 
Pues bien, desde hace un par años en el trabajo organizan un torneo de Pádel entre compañeros, amigotes y arrimados. Es una manera de que los más deportistas se junten, se conozcan y lo más importante se lo pasen genial.





A mi compañera Lola le encantan nuestras galletas, tartas, cupcakes bueno todo en general ( es muy agradecida ji ji ji) y pensó que podían dar de premio unas galletas de las nuestras.
 



Y esto es lo que hice, para todos los participantes unas galletas con forma de pelota  y para los ganadores unas galletas más grandes con palito.



 
Creo que alguna vez lo he dicho, decorar galletas es una de las cosas más bonitas, relajantes y super gratificantes que he descubierto.
 
Gracias a todos por vuestras palabras que nos han llegado a través de Lola, enhorabuena a los ganadores y a ti Lola, gracias por confiar en nosotros y el año que viene no vale con el segundo puesto eh,  ji ji ji.

jueves, 7 de marzo de 2013

♥ CESTITAS MEDITERRANEAS ♥





Ideando algo diferente para el cumple de nuestra peque, se me ocurrió poner algo salado y encontré esta receta que esta de muerte, fácil, barata y quedas genial.
Nosotros utilizamos lo que teníamos por casa, pero como ya veréis admite millones de variaciones. Con unas obleas de las de hacer empanadillas, un poco de queso, unos tomatimos, unas tiras de jamón y cebolla puedes hacer un aperitivo de lo más vistoso.
Tan fácil como veis en la foto, primero embadurnar la bandeja de los cupcakes bien de aceite o de spray desmoldante, colocar las obleas en cada agujero CON MUCHO CUIDADO DE NO ROMPERLAS, que doy fe de que se rompen.



 Pusimos un trozo de queso mozarella, unos tomatimos cortados por la mitad. En otros cebolla frita, tomatimos y jamón serrano en trocitos. Podéis rellenarlo con cualquier cosa que os guste, los próximos que haré serán de puerro y jamón york y otros de bacon.










Precalentamos el horno con calor arriba y abajo a 180º grados y una vez caliente, introducimos nuestra bandeja hasta que veamos que están doraditos.

Una vez sacada la bandeja del horno, dejarlos enfriar en ella un ratito y luego a la mesa.